Inicio > AH1N1, Aruba, Chile, España, Experiencias, Gripe Aviar, Gripe Porcina, Holanda, India, Noticias, Nuevo Orden Mundial, NWO, UK, Vacuna, Yakarta > Gripe A en el mundo: entre el pánico y la indiferencia

Gripe A en el mundo: entre el pánico y la indiferencia


Gripe A en el mundo:

entre el pánico y la indiferencia

FUENTE: http://www.rnw.nl/es/español/article/gripe-en-el-mundo-entre-el-pánico-y-la-indiferencia

En el mundo entero aumenta el número de pacientes de la gripe A. La Organización Mundial de la Salud ya no registra nuevos casos. Radio Nederland Wereldomroep entrevistó a enfermos en diversas partes del globo.

El inventario de Radio Nederland demuestra que el tratamiento y el registro de los casos de la nueva gripe varían en todas partes. A veces, se responde con indiferencia, mientras que en otras cunde el pánico.

Después de una visita al médico de cabecera, la mayoría de los pacientes es examinada e ingresada en un hospital, donde recibe mucha atención y se le administra las medicinas necesarias. Algunos pacientes no estaban preparados para la soledad durante el tratamiento, y su temor era igual al que sentían sus familiares y el personal de asistencia sanitaria.

Sin embargo, también hay médicos que ni siquiera se toman la molestia de establecer un diagnóstico oficial y sólo prescriben descanso para que la enfermedad siga su curso. Los galenos conocen las medidas para evitar una mayor extensión de la gripe. Las más importantes son lavarse las manos y evitar el contacto con otros.

Aislamiento en Yakarta
Hasan, alumno en un internado musulmán en Yakarta, tuvo síntomas de gripe, al igual que algunos otros condiscípulos. Si bien los demás se mejoraron, Hassan empeoró cada día, razón por la cual médico ordenó su hospitalización. “Me hicieron radiografías y tomaron muestras de sangre,” cuenta Hassan. Finalmente lo pusieron en cuarentena y le suministraron medicamentos antivirales. Entretanto Asan ha mejorado.

Lavarse las manos, en Chile
En Chile la reacción fue también adecuada. Carmen Viñez no tuvo que observar una cuarentena pero sí los cuidados que le recomendó el medico, como ingerir los remedios, guardar cama. “En mi casa tomamos las medidas recomendadas: llevar mascarilla y lavarse las manos, y nadie más se contagio”.

Laconismo en Gran Bretaña
La reacción del médico de cabecera de Jeroen Jansen, en el condado británico de Lincolnshire, fue muy distinta. “Él diagnosticaba la enfermedad basándose en el hecho de que no hubo otras enfermedades en la región. Los médicos del condado ya no enviaban cultivos al laboratorio,” dice Jansen. Los síntomas en él y su mujer fueron leves: un poco de tos y cansancio. No era necesario tomar el tamiflu. “Pero, cuando uno está realmente enfermo, te lo dan,” precisa Jansen.

Negligencia en España
Un médico español en Lloret de Mar se pasó.“Cuando uno entraba en la sala de espera ya se le decía que no tenía LA gripe,” narra el holandés Stephan Hofmans, quien celebraba sus vacaciones en Lloret. Se enfermó después de varios días de tomar el sol, festejar y dormir poco. “El médico me dijo que solamente tenía fiebre alta y que después de dos o tres días podría volver a ir de fiesta. A mi me pareció lo más importante en ese momento, pero pensándolo bien ahora, reaccionaron un poco lacónicos sobre la gripe A”, se queja Hofmans. Sólo a su regreso a Holanda, su médico de cabecera le advirtió que podría tratarse de la gripe H1N1.

Pánico en Indonesia
Los pacientes de la gripe no solamente se sufrieron síntomas desagradables, sino que además algunos fueron testigo del pánico de familiares y del personal sanitario. Apenas hubo contacto humano.

“Lo comprendo,” reconoce el indonesio Dianawati, quien se enfermó después de un viaje a Kalimantan. “Resulta que yo tenía la gripe, pero incluso después de recuperarme algunos amigos cancelaron compromisos. Pesa un estigma sobre quienes puedan ser portadores del virus H1N1”.

Soledad en India
Divya Ganta, quien trabaja para la organización Save the Children, en Nueva Delhi, India, se sintió muy sola. “Nunca antes había estado en un ambiente donde todo el mundo lleva mascarillas. Me sentía como una leprosa. Incluso la gente que venía a visitarme en el hospital se comportaba de manera paranoica”.

Pánico en Aruba
En Aruba, isla de las Anillas Neerlandesas, los hermanitos Marvin y Sean (10 y 3 años de edad) viajaron con su familia a Santo Domingo. “Estábamos tranquilos, porque los niños no parecían estar enfermos. Pero tanto en el colegio como entre nuestros vecinos cundió el pánico. Después de que Marvin y Sean se recuperaron, nos fuimos tres semanas para huir de esa situación,” señala Osarla, madre de los dos niños.

Información en Surinam
La buena información es esencial. Tanto para los pacientes como para los médicos y el entorno del enfermo. “En un principio, mis padres se asustaron tremendamente,” dice Roanne Breidel de 19 años de Surinam. “La gente puede morir de esta enfermedad. Pero después nos dijeron que mi caso no era tan grave y nos tranquilizamos”.

En Holanda la situación no era mucho mejor. “Me llamaron muchos amigos y familiares que estaban preocupados”, dice Stephan Hofmans. “En estos momentos mi hermano no puede ir al trabajo, aunque no tenga ningún síntoma. La gente está preocupada, porque no hay suficiente información,” enfatiza el joven.

Preparación
En términos generales los ex pacientes opinan que su país está bien preparado para la ola de gripe que se avecina. Los hospitales disponen de los medicamentos necesarios, los médicos están atentos a los síntomas y se da mucha información”.

Christobal Aibarra (25 años) opina que “las medidas que se han tomado en Chile para evitar los contagios han sido bastante claras, y creo que la gente no le tiene temor, pero sí obra con cuidado y la observa con cierto respeto”.

Lecciones de la gripe aviar
Hassan, de Yakarta, cree que el Gobierno ha aprendido de la gripe aviar, mal que azotó el país hace unos años. Esa variante de influenza también causó víctimas mortales entre humanos. “Los hospitales están bien preparados para recibir una ola de pacientes,” opina Hassan.

La arubeña Sharla Kelly también se muestra satisfecha sobre la reacción de las autoridades. “Se creó un centro de tratamiento especial y se da mucha información”. Un problema es el tiempo que se tarda para detectar si se trata de la gripe A. El tratamiento con tamiflu debe empezar dentro de dos días después del contagio. “Nosotros tuvimos que esperar cuatro días para conocer el resultado de las pruebas,” recuerda Sharla.

  1. Aún no hay comentarios.
  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: